Tramas urbanas (10)

10

Hacia el final del reinado de Marco Aurelio, el poeta romano Opiano escribió una serie de elegías a la caza y a la pesca. En relación con la pesca, Opiano canta loas al mar y a la valentía de los marineros y describe con minucia poética todos los tipos de aguas, sus dioses correspondientes, los peces (reales e imaginarios), sus astucias, métodos de apareamiento, la mejor manera de pescarlos, los hábitos y rutinas, los cuidados y crueldades derivados de las prácticas pesqueras. “Las tribus del mar, y las esparcidas tropas de peces de todas clases, y la raza nadadora de Anfitre, voy a mostrar, oh Antonino, excelso soberano de la tierra; y todas las que habitan en las olas, y dónde mora cada una, sus apareamientos en las aguas, sus nacimientos, la vida de los peces, sus odios, sus amores, sus ardides, y las astutas trampas del sagaz arte del pescador, cuantas los hombres han ideado contra los ocultos peces”. Así comienza el hermoso poema didáctico Haliética o De la Pesca. El método tradicional de pesca era con redes, que suponía una gran pericia del pescador, ya sea la red de arrastre, de cerco o de cortina, de tiro o de deriva, la astucia del pez influye en la necesaria destreza del marinero. La metafórica de la red está cercada por la presencia del agua y la táctica del pez. Pero la metafórica no contempla las posibles rupturas de la tradición y presenta nuevos desafíos. Artimañas de la red que, casi desaparecido su uso, aún sueña con enredar ninfas. (Yrigoyen y Estrada, agosto 2018)

  • Licenciado en Letras Modernas de la UNC, fotógrafo del diario La Voz del Interior, docente en varias instituciones y de diversas materias.

Vuelve al inicio